Comisiones Obreras de Madrid | 23 de septiembre de 2020

CCOO de Madrid exige el cese del consejero de Sanidad por la inhumana gestión de la crisis en las residencias de mayores

    15/06/2020.
    Bomberos entrando en una residencia de la Comunidad de Madrid

    Bomberos entrando en una residencia de la Comunidad de Madrid

    Así mismo, reclama una investigación efectiva y no un montaje, que depure responsabilidades políticas por las actuaciones que hayan podido poner en riesgo la salud y la vida de las personas residentes y las plantillas

    Para CCOO de Madrid, lo que ha ocurrido en las residencias de la Comunidad de Madrid y en concreto en las de gestión privada, convirtiéndose en una trampa mortal para miles de personas mayores y dependientes, debe obligar al Gobierno regional y a su presidenta, Díaz Ayuso, a responder ante la ciudadanía madrileña.

    CCOO ya exigió públicamente el 20 de marzo, la intervención del Estado en lo que se preveía como una gran catástrofe humana y social. La falta de EPIs exponiendo a las plantillas, de por si estructuralmente muy mermadas, a situaciones de extrema inseguridad, la carencia de test, cuestión imprescindible para tomar decisiones sobre aislamiento de residentes y plantillas, la discrecionalidad en la aplicación de protocolos, la opacidad y la falta de medicalización efectiva de las residencias, han convertido a estos centros en un foco de contagio incontrolado provocando el fallecimiento de miles de personas en situaciones indignas de soledad.

    Para el sindicato, las cerca de 6.000 personas fallecidas, las miles de familias destrozadas por la desinformación y el abandono y cientos de profesionales, mayoritariamente mujeres, expuestas al contagio y poniendo en riesgo sus vidas y las de sus familias, son cifras indecentes de una gestión irresponsable que debería sonrojar al Gobierno de la Comunidad de Madrid.

    En opinión de CCOO, llueve sobre mojado. La situación de debilidad con la que las residencias de personas mayores afrontaban esta crisis, especialmente las de gestión privada y concertadas, anticipaba los peores y más graves pronósticos. Sobrecarga laboral, incumplimientos de ratios, pobreza salarial es el común denominador de una red asistencial pública gestionada por manos privadas en más del 70% de las plazas. En este sentido, el sindicato denuncia que la atención a las personas dependientes se ha convertido en una vergonzosa oportunidad de negocio y reclama una auditoría de todo el sector, exigiendo, por otra parte, responsabilidades a todo tipo de empresas y gestores de residencias. Ha primado el beneficio empresarial por encima del bienestar de las personas residentes y de la calidad del servicio, recalca el sindicato.

    Así mismo, CCOO considera que la negación de la atención hospitalaria a las personas residentes es un claro atentado contra los derechos de estas personas y sus familias. Las personas mayores y dependientes, siendo las más vulnerables, han sido discriminadas y maltratadas en un comportamiento institucional reprobable y con posibles tintes de ilegalidad.

    Por último, el sindicato hace un llamamiento a abrir, de forma inmediata, un proceso de negociación, social y política, bajo el amparo de la Asamblea de Madrid, para transformar el modelo de cuidados en la región. La calidad del empleo, la gestión pública, el control y la inspección, la proximidad y la suficiencia económica deben ser los ejes prioritarios para el blindaje de este servicio esencial, concluye CCOO.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.