Comisiones Obreras de Madrid | 2 marzo 2024.

CCOO de Madrid denuncia que Ayuso y Almeida presumen de libertad y son los menos transparentes en su gestión

  • Tras la reunión que ha mantenido CCOO de Madrid, con el Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Madrid, encabezado por su  portavoz Reyes Maroto

06/02/2024.
Reunión de CCOO Madrid con el Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Madrid

Reunión de CCOO Madrid con el Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Madrid

La Comunidad lo demuestra cuando acude a la justicia para evitar entregar información de lo que pasó en las residencias durante la pandemia

CCOO de Madrid se reúne con el Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Madrid para estudiar líneas conjuntas de actuación en temas que afectan a las personas trabajadoras del municipio de Madrid

Tras la reunión que ha mantenido CCOO de Madrid, con el Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Madrid, encabezado por su portavoz Reyes Maroto, ambas organizaciones coinciden en que el actual Gobierno Municipal mantiene una preocupante falta de diálogo tanto con los sindicatos más representativos como con el resto de grupos municipales. También ha habido coincidencia en la falta de transparencia en torno a la configuración del Consejo Social de la Ciudad de Madrid, un órgano consultivo del que, a fecha de hoy, se desconoce el orden del día y las propuestas que se van a presentar.

En este sentido Paloma López, secretaria general de CCOO de Madrid, asegura que “Ayuso y Almeida, dos personas que presumen de libertad, son precisamente los que más la incumplen y los que más opacidad y oscurantismo tienen en cuanto a su gestión pública y a los órganos de sus respectivas corporaciones”. 

CCOO de Madrid ya denunció en diciembre del año pasado que la Ley Ómnibus traería opacidad y oscurantismo, al modificar, entre otros organismos, el Consejo de Transparencia. Hoy mismo se demuestra este oscurantismo al acudir La Comunidad a los tribunales para evitar que se haga pública la información sobre las inspecciones que hicieron las policías municipales en sus visitas a las residencias de mayores durante la pandemia.

El Consejo de Transparencia, hasta ahora independiente, obligó a la Comunidad a hacer público los informes, tras recibir varias denuncias, y “Ayuso ha incumplido esta resolución con argumentos peregrinos y acude a la justicia para seguir ocultando su actuación. La modificación de la Ley ómnibus les permite poner a una persona de su confianza al frente del Consejo, lo que supondrá, presumiblemente, que esté a su servicio, con una opacidad absoluta” concluye Paloma López.

Reunión con Reyes Maroto

En cuanto a la convocatoria para el próximo 21 de febrero del Consejo Social de la Ciudad de Madrid, CCOO Madrid y PSOE en el Ayuntamiento de la capital, coinciden en la necesidad de que éste se convierta en un foro donde debatir aquellas políticas municipales que afectan de manera directa a la ciudadanía de Madrid, como son entre otros, la emergencia climática, dificultades de acceso a la vivienda, falta de alternativas para los jóvenes, o el Plan General de Ordenación Urbana.

Desde CCOO de Madrid hemos trasladado nuestra preocupación en temas relevantes, como son aquellos que afectan de manera directa a la juventud; dificultades de acceso a la vivienda, carencias en materia de educación pública, desempleo, la falta de formación o la falta de oferta de ocio y de cultura.

Hemos constatado durante la reunión que cada vez hay más diferencias entre los distritos del norte y sur de la capital. Se concentran muchas actividades en el norte mientras el sur tiene una situación de franco abandono y deterioro.

Tanto López como Maroto han coincidido en afirmar que ambas organizaciones establecerán líneas estratégicas conjuntas para mejorar la vida de la ciudadanía madrileña. Para la secretaria general de CCOO de Madrid “Los y las trabajadoras madrileñas no pueden estar sometidas a la presión actual sobre el precio de la vivienda o las condiciones laborales, entre otras. En Madrid hay unas brechas abismales tanto para la juventud como para las mujeres, que hay que corregir”.

Paloma López ha asegurado que “tenemos otro modelo de política industrial, de ciudad, de políticas públicas y ese es el modelo que queremos compartir, en el que tenemos muchas coincidencias y en el que podemos establecer un marco de colaboración y de actuación para mejorar las condiciones de vida de los trabajadores y trabajadoras madrileñas”.

No se puede consentir

Otro de los puntos en el que ambas organizaciones han coincidido es en que no se puede consentir que el coste de una vivienda en Madrid supere el 30% del salario de las personas trabajadoras. Es un despropósito. El Ayuntamiento de Madrid no quiere tomar medidas para reducir el precio de la vivienda. Si quisieran hacerlo, asegura Paloma López, constituirían un parque público, construirían viviendas sociales y tendrían una planificación urbanística y social. “Somos totalmente contrarios a la cesión de suelo público a entidades privadas y esta cesión de doce parcelas por quince años es insuficiente y no va a corregir ninguno de los graves problemas de la población”. 

Ahora las personas trabajadoras tienen que hacer terribles desplazamientos diariamente y no pueden vivir, ni de alquiler, en zonas donde trabajan, por el alto tensionamiento que hay en determinadas zonas y más con la influencia de las viviendas turísticas, con la falta de inspección y control que hay sobre ellas.

También hemos compartido nuestra intranquilidad ante la falta de información en relación con la situación de Mercamadrid ante la finalización de la cesión pública de suelo en el año 2032 y de la empresa mixta que gestiona Calle 30, ante el riesgo real de privatización.